Jueves 13
Agosto
2020
14º C / H 54
BS AS

Actualidad

¿Vuelve el Cedin? El sector inmobiliario propone su regreso

26/05/2020 - Desde el sector aclararon que si bien la iniciativa está pensada en la inversión de pozo, podría extenderse a otro tipo de actividades como la compra venta de inmuebles nuevos o usados.

ARGENTINA.- La Cámara de Desarrolladores Urbanos (CEDU), le envió al Gobierno Nacional un documento con medidas, observaciones, protocolos y análisis del sector inmobiliario, con la finalidad de reactivar el sector que está totalmente paralizado desde el inicio de la cuarentena. Entre las propuestas está el regreso de los denominados Certificados de Depósitos de Inversión (Cedin).

En primer lugar, la intención es retomar una estrategia que funcionó en 2013, durante el mandato de Cristina Fernández, mediante la cual se activaron los Cedin, un medio de pago e instrumento financiero que se aplica en la realización de inversiones en el mercado inmobiliario y/o en proyectos de construcción de viviendas.

En aquel momento, ese documento se obtenía a través del blanqueo de capitales, y permitía la compra de bienes y servicios de todo tipo, siempre que el vendedor los aceptara.

Las personas interesadas en suscribir un Cedin o varios, debían solicitarlo en entidades financieras, y se suscribían mediante la entrega de dólares billete por un importe total equivalente a las sumas en dólares que efectivamente se transferían al Banco Central.

Si bien no está definido a qué sector de la actividad lo orientará el Gobierno, los desarrolladores elaboraron el plan pensando inicialmente en inversiones de construcción de pozo.

“La definición sobre si es solo para pozo o también para usados la tomará el Gobierno, pero nosotros queremos que se orienten a pozo para reactivar la construcción”, dijo Damián Tabakman, titular de la Cámara.

Además, expresó que tampoco recibieron la confirmación sobre que vayan a impulsar los cedines, sino que son solamente medidas que se están analizando; al mismo tiempo, Tabakman mencionó que, cuando estuvieron vigentes, se usaron especialmente para la compra de usados.

Tabakman, titular de CEDU, explicó que “nos encantarían los créditos, son muy necesarios, pero admitamos que son difíciles en este contexto; la alta inflación es enemiga de las hipotecas y lograr tasas subsidiadas es complicado por las restricciones fiscales”.

En este camino iría otra de las medidas que impulsan algunos desarrolladores e inmobiliarios, que es que aquellos que construyan viviendas sociales no paguen impuestos como IVA o Ganancias.

Este abaratamiento en los costos actuaría como impulsor de las obras, pero se necesitarían créditos para que la gente acceda.



Compartí esta nota