Sábado 19
Octubre
2019
14º C / H 70
BS AS

Entrevistas

Pedro Chávez, de Omans: "Construir una casa en Argentina, muy pronto, será perfectamente posible"

17/08/2019 - El CEO de la empresa constructora aseguró que la crisis es "inédita" pero que en el corto plazo se podrá construir el techo propio

BUENOS AIRES.- Aunque hasta hace una semana ya era complicado, en tan sólo 48 horas la Argentina dio un giro drástica con las PASO, instancia electoral que dejó en evidencia los 15 puntos de diferencia que hay entre el candidato opositor peronista Alberto Fernández y el oficialista, en busca de la reelección, Mauricio Macri.

Ahora, con un dólar que pasó de los 45 a los 62 pesos y recién en el cierre de la semana comenzó a retroceder hasta perforar los 59 pesos, todas las miradas apuntan a un control cambiario, una convivencia política decente y un billete que no se dispare nuevamente. Y entre las medidas tomadas por el Gobierno post devaluación, hubo una directo para la cuestión de la vivienda: los deudores hipotecarios UVA gozarán de cuotas congeladas hasta diciembre.

En este marco, el CEO de Omans, Pedro Chávez, habló sobre la crisis, la construcción y el sueño de acceder al techo propio.

Informe Construccion: ¿Cómo ves la situación económica de la Argentina de acá a fin de año y para el 2020? 

Pedro Chávez: Actualmente el panorama es desalentador y con demasiada incertidumbre, consecuencia generada por las pésimas decisiones financieras tomadas desde el Gobierno Nacional.


Es inexplicable la deuda externa contraída hasta más no poder, los acuerdos de políticas económicas de ajuste con el FMI, la letal permisividad de especulaciones financieras de los mercados de capitales, la fuerte devaluación de nuestra moneda, la industria nacional en plena implosión, las Pymes sofocadas, el incontrolable índice de desempleo y lo peor de todo, el índice de la pobreza. Podríamos estar horas hablando sobre las consecuencias de todo esto para las familias argentinas. Está a la vista de todos cuales fueron los resultados en nuestra economía. La gente entró en un estado de desesperanza e incertidumbre muy angustiante. Nuestro país se convirtió en una gran timba financiera, con un riesgo país cercano a los 2.000 puntos. Esto nos ubica en la Nación menos confiable. Este momento de nuestra economía es sin dudas uno de los peores de nuestra historia.

No obstante, en el escenario financiero en el que nos encontramos, hay una cierta expectativa de cambios de gestión que se avecinan. Lamentablemente esto es cíclico, todos lo sabemos y ya experimentamos situaciones similares en tiempos distintos.

Estoy seguro de que, a partir de diciembre, el país volverá a encaminarse en la senda del desarrollo y crecimiento financiero. Será paulatino, pero saldremos de este contexto desfavorable y encontraremos la estabilidad nuevamente.

IC: ¿Cómo impacta la nueva escalada del dólar en la construcción? 

PC: El impacto de la suba del dólar en la construcción siempre es contraproducente para el bolsillo del consumidor y para nuestra industria. Genera mucha inestabilidad y falta de previsión. Estamos hablando de costos considerables y cuando hay devaluación permanente, los precios del M2 aumentan casi de manera inmediata. Esto genera una variación interminable en los costos. Venimos sufriendo varios incrementos en las últimas semanas, puntualmente desde las últimas PASO el aumento promedio aproximado es de un 17% en tan solo cuatro días.

La construcción en épocas de crisis es el primer sector golpeado, y es notable ya que nuclea cientos de sub-rubros derivados de la misma.  Se produce un párate considerable en la actividad debido a la falta de demanda en la inversión de los particulares. La pérdida del poder adquisitivo, sumada a la escasa o casi nula existencia de créditos hipotecarios con tasas razonables y accesibles, hacen aún más notoria la ausencia de ésta.

IC: ¿Cuánta gente se ve impedida de construir su casa por la crisis y cómo influe los créditos UVA?

PC: Actualmente es muy alto el índice de familias que no pueden acceder a la construcción. Cómo mencioné anteriormente, debido a la falta de créditos inclusivos con tasas razonables. La existencia de los créditos UVA, no son considerados por los consumidores como la mejor opción para la gran mayoría de los que quieren llegar a construir su casa propia. El factor desfavorable es que no se sabe con exactitud el monto que se terminará pagando por el mismo. El usuario vive en la incertidumbre tomando este crédito. Esto es muy peligroso. Los mismos me recuerdan a los hipotecarios que otorgaba el gobierno de EE.UU, estos eran una de las bases de su economía y que derivó en una profunda crisis financiera con la burbuja en el año 2008.

En aquel entonces la gente podía abonar su cuota de hipoteca en los primeros tres años con una tasa accesible. Lo que no sabían, era que incremento posterior sujeto a tasas elevadas, harían imposible su cumplimiento. Finalmente, el negocio lo hicieron los bancos, estos se apropiaron de las viviendas de las familias que no podían pagar y aquellas sin un techo. Un mecanismo lamentable, podría haberse evitado actuando con una política financiera de créditos hipotecarios razonables y con tasas accesibles al servicio del desarrollo.

Desde nuestro grupo empresario, estamos trabajando arduamente con el fin de reactivar la construcción a nivel nacional. Realizamos alianzas estratégicas en diferentes provincias del país con empresas vinculadas al rubro para brindar así una financiación propia con una tasa fija y en pesos. Invitamos a las empresas del sector de la construcción, a sumarse en nuestro proyecto para integrar la Asociación de Constructoras de la República Argentina.

Nuestro objetivo es llevar en lo mediato a Capital Federal, Buenos Aires e interior del país el sistema de financiación que realizamos en la provincia de Córdoba. Allí lanzamos el "Nuevo Programa Córdoba Mi Casa", mediante el cual se financia la construcción de 900 viviendas en toda la provincia, a pagar hasta en 15 años, con tasa fija y cuotas en pesos. La inversión del programa supera hoy los $2.000.000.000,00. Financiamos hasta el 60% del valor de la obra.

Nuestro programa tiene una fuerte demanda dadas las características especiales de su financiación. Es un modelo por seguir, con cuotas accesibles, razonables y al alcance del grupo familiar.

IC: ¿Qué alternativas puede haber cuando pase la crisis para volver a soñar con el techo propio? 

PC: La mejor alternativa es la financiación que nosotros ofrecemos para la construcción mediante la Asociación de Constructoras de la Provincia de Córdoba a través de la empresa OMANS. La misma es la creadora y quien financia el "Nuevo Programa Córdoba Mi Casa". Estamos por lanzar abiertamente nuestra propia Tarjeta de Crédito para la construcción. Tenemos el orgullo de mencionar que es la única tarjeta en Sudamérica en financiar mano de obra y materiales.  Por medio de esta se realizan todas las financiaciones de nuestro grupo. La tarjeta es nuestra, bien Argentina y para los argentinos.

IC: Como ves el tema crédito hipotecario?

PC: Hoy no son una opción, claramente. La mayoría de la gente no confía en las condiciones de estos. Justamente por ese motivo ofrecemos nuestra propia financiación. Ojalá surjan nuevas oportunidades crediticias para las familias que lo necesitan. Aun así, hay personas que los prefieren. Nuestro grupo de empresas presta el servicio de construcción para quienes elijan por los créditos hipotecarios bancarios, ofreciendo el sistema llave en mano con una garantía por 10 años.

IC: Entre quienes puedan construir, ¿qué se debe hacer para favorecer esto? 

PC: Por un lado, la idea de todo este proyecto es que la mayoría de las familias que tengan la intención de construir puedan acceder a la financiación por medio de Tarjeta Omans. Como mencioné anteriormente, cuenta con un plazo de cancelación de hasta 15 años, con una tasa fija y cuotas en pesos. Los clientes tienen la tranquilidad y certeza de saber cuál es el importe que se pagará desde la primera hasta la última cuota. Por otro, para aquellos que ya cuentan con su vivienda propia, nuestra tarjeta también financia mantenimiento, ampliaciones y refacciones. En este último caso, la financiación es hasta en 24 cuotas, en iguales condiciones que la anterior, información que podrán encontrar en nuestro sitio web.




Compartí esta nota